SATSE critica que en algunas unidades del Hospital de Palencia falten enfermeras

08 abril 2019

Hospital Río Carrión de Palencia

El Sindicato de Enfermería, SATSE Palencia critica que existan plantas donde en turnos de tarde y noche la ratio es de 20 pacientes por enfermera. En algunas de estas unidades hay pacientes que precisan de especial dedicación; aislamiento o tratamientos complejos. Esto hace que disminuya la seguridad ya que el profesional de turno se ve obligado a priorizar a quién atiende al no haber otra enfermera en la planta.

En Urgencias, el triaje/clasificación es gestionado desde hace tiempo por el personal de enfermería. Esta tarea, para la que está demostrado que Enfermería es un personal idóneo, que disminuye la morbimortalidad y mejora la calidad de los cuidados, ha supuesto un aumento de la presión asistencial y la responsabilidad, pero hace necesario un aumento de plantilla ya que, cuando aumenta la afluencia de pacientes en Urgencias las salas de observación se llenan y el personal debe reorganizarse, de forma que el número de enfermeras de la zona de boxes se ve disminuido, y menos enfermeras para atender al paciente que llega supone un mayor riesgo.

En el Servicio de Reanimación, que es una Unidad de Cuidados Especiales,  hay noches que 5 ó más pacientes críticos son atendidos por una sola enfermera lo que afecta negativamente en la calidad de los cuidados y el incremento de la responsabilidad que asumen los profesionales repercute causando estrés y malestar en el personal.

En Hemodiálisis ha aumentado el número de pacientes para dar respuesta a las demandas de la población, sin que el aumento de la plantilla de enfermeras sea suficiente Los contratos han sido de jornadas reducidas y el número de enfermeras por turno ha disminuido. El objetivo es atender cada vez más pacientes pero ¿con las mismas enfermeras?

En turno nocturno la dotación es de dos enfermeras en Hospitalización, pero ante cualquier incidencia, no se sustituye, lo que supone que haya noches con una sola enfermera para atender hasta 30 pacientes. Esto implica que se reduzca la calidad de la asistencia, mayor riesgo de mortalidad para los pacientes y para la salud de las enfermeras,porque además de superarse la ratio de seguridad, los nuevos ingresos que surgen durante el turno aumentan la presión asistencial durante un turno que es de 10 horas de trabajo continuado.

SATSE Palencia asegura que esto supone un riesgo para la salud de todos esos pacientes, una merma de la calidad de la asistencia que se puede ofrecer a los mismos y una sobrecarga de trabajo para enfermería, que ya está sometida a un enorme estrés.Además,la ratio segura es de 6-8 pacientes por enfermero en hospitalización, y en demasiadas ocasiones se supera esa ratio segura.

SATSE Palencia pide que estas situaciones no se produzcan y haya un mayor refuerzo de la plantilla enfermera, y que se tenga en cuenta de cara a la planificación del período estival sustituyendo las vacaciones del personal, porque, de lo contrario, se pone en riesgo la salud de los pacientes ingresados y también la de los profesionales enfermeros que se ven solos para atender a numerosos pacientes e incidencias, lo que genera una importante carga de estrés que en nada beneficia la asistencia sanitaria y que conlleva riesgos.

SATSE está desarrollando una campaña que incluye una recogida de firmas en Castilla y León y en el resto de España para que el Congreso de los Diputados debata una Iniciativa Legislativa Popular (ILP) que busca garantizar por ley un número máximo de pacientes por profesional de Enfermería en Castilla y León  y ofrecer así una mejor atención sanitaria con mayor calidad y seguridad.

La ratio de estos profesionales enfermeros por 1.000 habitantes en Castilla y León es de 4,31,mientras que en Europa es de 8,8. Esto afecta negativamente a la calidad de la atención sanitaria y, por tanto, a los cuidados de Enfermería que reciben los pacientes cuando acuden a un hospital o a un Centro de Salud.

A juicio de SATSE Palencia, no se está teniendo en cuenta que estas cifras aumentan la morbilidad y el riesgo de mortalidad en los pacientes y que ya hay estudios internacionales que concluyen que cuando la ratio se sitúa en torno a 10 pacientes por enfermera en el ámbito hospitalario, el riesgo de mortalidad puede aumentar 1,37 veces en comparación con una asignación menor de pacientes por cada enfermera, y por cada incremento de un 10% en número de enfermeras en unidades de hospitalización general, disminuye en un 7% la probabilidad de que muera un paciente hospitalizado.

El Sindicato de Enfermería entiende que hay que mejorar el número de enfermeras en las plantas de hospitalización porque supone ofrecer una atención más segura, humana y de mayor calidad para los pacientes, y los profesionales trabajarán con una menor carga laboral, lo que repercutirá positivamente en su salud y seguridad en el trabajo, y en el Sistema Sanitario español.

 

Recogida de firmas para la campaña “La Sanidad que merecemos”

SATSE Palencia recogerá firmas mañana, 9 de abril, en el Centro de Salud de Saldaña, de 9:00 a 14:00 horas y el día 12 de Abril en el Hall de Consultas del Hospital Río Carrión, de 10:00 a 13:00h, para lograr esa ley que garantice que haya un máximo de pacientes por enfermera en los centros sanitarios y sociosanitarios.